jueves, 14 de marzo de 2013

Yo me pido que sea...

Que sea un hombre sencillo, con el corazón grande, que no juzgue, que no culpe...
Que explique lo que sabe con su ejemplo para que sus seguidores imiten no lo que hace, sino "quien es".
Que se deshaga de riquezas innecesarias, de vehículos innecesarios, de vestimentas innecesarias...

Que siga con su misma ropa, sus mismos zapatos y el mismo corazón
Que se acerque a la gente, no a algunos, sino a todos, que respete todas las religiones y creencias sin emitir juicio alguno. Que tenga apertura para caminar solo ofreciendo su mano sencilla.

Que sonría por favor, que sonría, que estamos hartos de tanta seriedad, de tanto balcón, de tanta cortina roja... que la sonrisa es el mejor paracaídas, que mire a la esencia de los seres humanos como él, no a los cuerpos, ni a los géneros, ni al plural ni al singular, sino a las almas.

Que no eche broncas y hable con dulzura, con espacio, con cercanía, y por último que medite mucho, que silencie más, que pida ayuda a sus guías y escuche a su intuición.

Consciencia Papa Francisco... y que la suerte te acompañe!

almufuentes@gmail.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario